Los pies de la memoria (real o inventada)

A, 15 de abril: La Tierra antes de la existencia del ser humano.
B, 22 de abril: La Tierra después del ser humano.
A, 29 de abril: Rosas de piedra.
B, 6 de mayo: El don de la ignorancia.
A, 13 de mayo: Perdidos en un cuento.
B, 20 de mayo: Los lunes.
A, 27 de mayo: Llegas tarde a tu tiempo.
B, 3 de junio: Nunca estuve aquí.

martes, 9 de junio de 2009

¿QUIÉN NO TEME A UN LUNES?




"¿Quién no teme a un lunes? El que no teme a un lunes no teme a Dios"; eso decía mi bisabuelo allá por 1930. Hoy en el siglo XXI muchos ya no temen a Dios, pero seguimos temiendo a los lunes.
Esa es una realidad de la que nadie escapa. Después de una semana entera de trabajo, estudios y esfuerzo, cuando ya llega el fin de semana y crees que ya no puedes más, siempre tiene que volver el lunes. Después del domingo siempre viene el lunes. Una semana se acaba para dar paso a otra, y a otra, y a otra... Nunca se acaba, por mucho que nos esforcemos jamás podremos escapar de este circulo vicioso que son las semanas.
¿Cómo pueden llegar a cundir tanto? Si lo piensas solo son más y más secuencias de siete días, pero siempre lo mismo, siempre se repiten. Ésto es como una serpiente que se muerde su propia cola; por algo sera éste el símbolo de infinito.
Que razón tenia mi bisabuelo. Seguro que Dios, por muy poderoso que sea, tampoco puede escapar del interminable ciclo de las semanas.

2 comentarios:

J. A. Sainz dijo...

Corrige: circulo, ésto, tenia. me gusta. ¿La sentencia es real o te la has inventado para la ocasión?

Laura H dijo...

Es real. Mi madre me lo contó.